Posible erradicación del VIH mediante el trasplante de células madres

Los científicos en su búsqueda de erradicación del VIH, llevan tiempo analizando el papel de los trasplantes con células madre. Esta estrategia se propulsó después de que, en 2008, Timothy Brown, más conocido como el ‘paciente Berlín’, lograra superar la enfermedad tras someterse a un trasplante de médula para tratar la leucemia que también padecía.

En un comienzo, el éxito del tratamiento se asoció a una particularidad del donante, una mutación genética que parece ser clave a la hora de evitar que el virus se ‘atrinchere’ en el organismo.

No obstante, tras un estudio exhaustivo se ha demostrado que tras recibir un trasplante de células madre, cinco pacientes presentaron un reservorio de VIH indetectable. Uno de ellos tampoco mostró anticuerpos contra el virus en sangre, un parámetro que siempre permanece en los afectados. Todos ellos mantuvieron a lo largo de todo el proceso el tratamiento con antirretrovirales, explican.

Este hallazgo, “podría servir para el diseño de estrategias de curación del VIH menos invasivas”. Actualmente, el trasplante de células madre se recomienda exclusivamente para tratar enfermedades hematológicas graves.

Para llevar a cabo la investigación, los científicos analizaron a una cohorte de personas infectadas por el VIH que se habían sometido a un trasplante para tratar distintas enfermedades hematológicas que padecían. El objetivo del equipo era comprobar si aparte de la mutación asociada a la curación del ‘paciente Berlín’ -denominada CCR5 Delta 32-, otros mecanismos asociados con el trasplante también podrían influir en la erradicación del VIH.

Después de este ensayo todos los pacientes que lograron que el virus no se detectara en los reservorios habituales padecieron la reacción, aunque pudo controlarse antes de que generara complicaciones importantes. El siguiente paso será hacer otro ensayo clínico, controlado por médicos e investigadores, para interrumpir la medicación antirretroviral en algunos de estos pacientes y suministrarles nuevas inmunoterapias para comprobar si hay rebote viral y confirmar si el virus ha sido erradicado del organismo.

 

Por: Aristóteles Zárate

Fuente: canal N.pe

Foto: WIPR

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *