La fórmula para reducir la informalidad

El crecimiento económico es un insumo para generar empleo formal; sin embargo, el desempeño de la economía no está contribuyendo. Alrededor del mundo uno de los principales indicadores para evaluar el desempeño económico de un país es el crecimiento del empleo formal, y no solo el PBI.

En el Perú, sin embargo, la medición oficial del número de trabajadores formales tiene menos de cinco años. Esto explica, en buena parte, por qué la discusión económica sobre el crecimiento del PBI generó tanta polémica durante la última semana. En ese sentido, analizar la creación de empleo formal es fundamental para entender la dinámica económica y las brechas pendientes.

El empleo formal está fuertemente asociado al bienestar de la población porque, en comparación con los trabajadores informales, los primeros se caracterizan por tener una mayor productividad y, por ende, mejores salarios. En ese sentido, según Norman Loayza, economista peruano líder del Grupo de Investigación de Desarrollo Económico del Banco Mundial, la productividad del sector formal es dos veces y media más alta que la del sector informal.

Fuente: El Comercio
Foto: Peruinforma
Redacción: Josué Méndez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *